Lanzan campaña contra el robo de salarios

Cada año, el robo de salarios les cuesta a los trabajadores del país  mas de $50 mil millones.

Cada año, el robo de salarios les cuesta a los trabajadores del país mas de $50 mil millones.

Los patrones se aprovechan de sus trabajadores, y son los latinos los que principalmente sufren el robo. En California como en todo el país son miles los trabajadores víctimas de empleadores que se las ingenian para no pagarles las horas de trabajo extra, horas de preparación, los tiempos tomados para el descanso y la alimentación y el salario mínimo legal. Trabajadores, activistas e investigadores revelaron datos preocupantes y al mismo tiempo exhortaron a las víctimas de robo salarial a que presenten reclamos. Por Fernando A. Torres. La Opinión de La Bahía. Enero 28, 2016.

Lanzan campaña contra el robo de salarios

Berkeley.- La organización Smart Cities Prevail (Ciudades Inteligentes Prevalecen) lanzó en Berkeley una campaña para combatir el robo de salarios. El mismo día que anunciaron la campaña el pasado martes 26 de enero, el Concejo Municipal de Berkeley decidió tomar en consideración una nueva legislación para la protección laboral.

Tanto en California como en todo el país son miles los trabajadores víctimas de empleadores que se las ingenian para no pagarles las horas de trabajo extra, horas de preparación, los tiempos tomados para el descanso y la alimentación y el salario mínimo establecido por las leyes. La situación se ha transformado en una costosa “epidemia” que afecta principalmente a los trabajadores de grupos denominados de minorías, según líderes y activistas.

La campaña Alto al Robo de Salarios (stopwagetheftca.org) se enfoca en el área de la construcción en donde la situación es alarmante: en California uno de cada seis de estos trabajadores sufren alguna forma de robo salarial.

“Los patrones se aprovechan de sus trabajadores… y son los latinos los que principalmente sufren abuso. Son miles de millones de dólares en la industria de la ropa, en restaurantes y mayormente en la construcción”, dijo Matthew Miller, un trabajador de Smart Cities Prevail (SCP, por sus siglas en inglés). “Tienes gente que no se les paga sus horas de trabajo extra, no se les paga por el producto realizado, tienes obreros que trabajan en preparación antes de salir a trabajar y solo se les paga cuando están en el lugar de trabajo. A veces trabajan unas cuatro o cinco horas extras diarias y no reciben dinero. Veo eso todos los días”, explicó Miller.

En una conferencia en las escaleras de entrada del Concejo Municipal, líderes laborales y un grupo de trabajadores de la compañía Construcción Donohue se reunieron para denunciar una práctica que le está costando anualmente a los trabajadores y contribuyentes millones de dólares. En la conferencia también participaron los concejales de Berkeley Darryl Moore y Laurie Capitelli, que ese mismo día presentaron una resolución legislativa para establecer transparencia salarial y una política de rendición de cuentas para garantizar, en proyectos de construcción locales, el cumplimiento de las leyes laborales de California. Esta medida fue aprobada unánimemente por el Concejo.

“Ellos han experimentado directamente lo que estamos aquí denunciando”, dijo el director del SCP Frank Nunes refiriéndose a los trabajadores presentes. “Ellos están siendo lo suficientemente fuertes y valientes para hacer la denuncia. No es tarea fácil para un trabajador de la construcción dar un paso adelante y hacer la denuncia. Se requiere mucho esfuerzo por su parte y se toman un riesgo porque les puede afectar de muchas formas su oficio”, añadió Nunes.

Según datos del Instituto para Políticas Económicas (Economic Policy Institute) en 2014 el robo de salarios les costó a los trabajadores del país $50 mil millones al año. En comparación, cifras del 2012 indican que la combinación de todo tipo de robos a nivel nacional les costó a las víctimas $14 mil millones.

Ying Wu es investigadora de trabajos públicos de la Oficina del Comisionado Laboral de California.

Ying Wu es investigadora de trabajos públicos de la Oficina del Comisionado Laboral de California.

“El robo de salarios es uno de los crímenes más costosos (en Estados Unidos)”, dijo Ying Wu, investigadora de trabajos públicos de la Oficina del Comisionado Laboral de California. Wu informó que en el 2015, su oficina recaudó más de $2.8 millones “en multas a empleadores que violaron los sueldos establecidos por la ley, y más de $10 millones en sueldos no pagados en el sector de la construcción”.

El mensaje de Wu fue claro: “Desafortunadamente existen empleadores que le roban a sus propios trabajadores [pero] si usted se desempeña de acuerdo a los reglamentos… el Estado lo apoyará”.

El trabajador mexicano José Infante testificó en una conferencia de prensa sobre su situación con un empleador que le quedó debiendo miles de dólares en sueldo.

El trabajador mexicano José Infante testificó en una conferencia de prensa sobre su situación con un empleador que le quedó debiendo miles de dólares en sueldo.

Me prometieron un sueldo”

José Infante es un trabajador mexicano que fue víctima de robo por parte de una compañía de construcción en Berkeley. Desde noviembre del año pasado le deben alrededor de $5,000. “Ellos me prometieron un sueldo, una vez me pagaron en ‘cash’ (efectivo), después me pagaron menos, después ya no me pagaron. Yo hablé con el capataz para anunciarle que iba a hacer un reclamo con la Comisión de Trabajo y a él prácticamente no le importó”, dijo Infante en la conferencia.

“No es justo quedarse con el dinero que le pertenece al trabajador y hay muchos casos similares. José es muy valiente… este es un problema muy grande especialmente en la comunidad latina. Mucha gente está preocupada por lo que les puede pasar si se atreven a hacer la denunciar”, añadió Miller del SCP.

Ley de Protección Contra el Robo de Salarios

La Ley de Protección Contra el Robo de Salarios (Wage Theft Protection Act) entró en efecto en enero del 2012. Esta ley obliga a los empleadores a proveer el requerido periodo de descanso y comida, pagos por sobre tiempo y talonarios de pagos, de lo contrario los trabajadores pueden presentar un reclamo con la Comisión Estatal del Trabajo de California.

Gravamen contra empresas

Según los líderes, el caso de José Infante representa sólo un ejemplo. El año pasado, el Departamento de Relaciones Industriales de California presentó un gravamen en contra de la compañía Varsity Berkeley para recuperar cerca de $60,000 en salarios no pagados a 21 trabajadores que trabajaban en la construcción de 79 unidades de viviendas en el 2024 de la Avenida Durant. Además, la Oficina del Comisionado del Trabajo ha multado a la compañía subcontratista Construcción Donohue con $25,500 por no tener seguro de compensación para los trabajadores. Al cierre de esta nota esta compañía no ha respondido la solicitud para una entrevista. “Tienen que saber que todos los trabajadores tienen los mismo derechos y California protege a todos los trabajadores y si están teniendo problemas tienen que denunciarlos”, concluyó Miller.

Smart Cities Prevail

Es una organización sin fines de lucro que investiga temas laborales industriales, especialmente el área de construcción. Además colaboran con los medios, líderes y activistas para mantener al público informado.##

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: